Cotizacion del Dolar:  Venta 6.96 Compra 6.86

Comunidad

Venta de ropa usada se expande y suben de precio en Santa Cruz

Es un gran movimiento que se observa en la capital cruceña en la venta de ropa usada y no precisamente los jueves sino todos los días de la semana, ferias que de a poco se van convirtiendo en mercados, ya que la gente yace durante toda la semana vendiendo en estos puestos.


13 de Junio de 2018

Venta de ropa usada se expande y suben de precio en Santa Cruz

Pese a que existe un decreto supremo que prohíbe la importación para el comercio de estas prendas y accesorios de segunda mano, importados de Europa y Estados Unidos, en la ciudad se denota lo contrario, pues las ferias cada vez hacen suyas todas las calles y avenidas y se extienden a los diferentes barrios de Santa Cruz.
Actualmente, son más de 250 familias que se dedican a la venta de ropa usada y otros accesorios usados. Existen 26 ferias en diferentes zonas, de las cuales la mitad son de masiva afluencia, entre ellas las establecidas en la avenida Cumavi, Santos Dumont, Tres Pasos al Frente, Radial 27, 4 de Noviembre, Mutualista, Luján, avenida Internacional, entre otras. 
Lo que llama la atención no es la medida en la que se alimentan estas ferias tradicionales, sino el surgimiento de nuevos puntos de comercio en barrios y zonas periféricas, donde la ropa usada está inundando las calles y espacios públicos a vista y paciencia de las autoridades encargadas.
Martha Lino, ventera de ropa usada en la Tres Pasos al Frente y quinto anillo, asegura que cada vez el fardo les llega con ropa seminueva y las venden a un precio más elevado y la gente no se niega a pagar.
“La ropa nos llega cada vez más nueva y nosotros la vendemos un poco más carita que las otras de segunda mano, por ejemplo yo solo vendo ropa de primera y saco el doble, hasta a veces más de lo que invierto, pero vendiendo de lunes a lunes”, relató.
Mientras que Paola Melgar relató que desde el año pasado decidió invertir en ropa usada y le ha ido muy bien. “Yo tenía una platita y decidí comprarme un fardo de  ropa de medio uso,  porque la ropa no se frega, si no la vendo, la dejo, y meses después sigue intacta; mientras que otros productos se vencen o se dañan, en este caso es una ganancia líquida, aunque se vende de a poco, pero yendo a diferentes ferias uno saca su capital”, dijo la ventera que estaba con su carretilla vendiendo sus prendas en la avenida principal de la Villa Primero de Mayo.
El dirigente del sector asegura que la feria Cumavi, que concentra la mayor cantidad de comerciantes y afluencia de clientes, acoge cada jueves a más de 15.000 comerciantes.
Así como crece la oferta y demanda de prendas usadas en el país y el departamento, también se incrementan los precios -según comerciantes- en consecuencia del decreto que ha derivado en la subida de la mercadería importada.
Un pantalón jeans que antes se podía comprar en Bs 20, actualmente su precio oscila desde Bs 80 hasta $us 40 o más.


OTRAS NOTICIAS DE COMUNIDAD

La demanda laboral se enfoca en la tecnología

Portal web para venta de autos suma 12 automotrices

Obras para infraestructura contra las inundaciones

Tres pueblos lograron instalar un autogobierno indígena

Inician trabajos de limpieza y refacción en cementerios

En último día de Feria de Alasitas artesanos remataron sus productos

Josesanos revalorizaron su cultura y tradición