- Advertisement -

3.3 millones de hectáreas se han quemado en lo que va del año

INCENDIO. Un total 3.3 millones de hectáreas de bosque y pastizales se han quemado en todo el país hasta el 20 de noviembre pasado según informe Ministerio de Medio Ambiente.

El Director General de Gestión y Desarrollo Forestal del Ministerio de Medio Ambiente y Aguas, Omar Tejerina, proporcionó información alarmante sobre la extensión de los incendios forestales hasta el pasado 20 de noviembre.

Según sus declaraciones, más de 3.3 millones de hectáreas de bosques y pastizales han sido afectadas, de las cuales 1.1 millones corresponden a bosques con toda su biodiversidad.

Tejerina destacó que, según la última cuantificación hasta el 20 de noviembre, se han criticado o cuantificado un total de 3,302,369 hectáreas afectadas por el fuego.

Sorprendentemente, el 60% de esta cifra corresponde a áreas fuera de bosques naturalmente propensos a incendios, como pastizales secos. No obstante, la preocupación principal radica en que 1,107,000 hectáreas son de bosque, lo que intensifica la amenaza para la biodiversidad y la salud ambiental.

LLUVIA BAJA LOS FOCOS DE CALOR

A pesar de la gravedad de la situación, Tejerina compartió una noticia alentadora al informar que, gracias a las lluvias recientes, la cantidad de focos de calor e incendios se ha reducido a 204 en todo el país. Este descenso marcado es vital para contener la propagación de los incendios y proteger áreas críticas.

El informe detalla que, hasta el momento, el Beni cuenta con 97 focos de calor, Santa Cruz con 93, Tarija con seis, Cochabamba con cinco y La Paz con tres. Esta distribución ofrece una visión clara de las zonas más afectadas y señala la necesidad de intervenciones específicas.

SECUELAS DE LOS INCENDIOS

Sin embargo, Tejerina advirtió que la situación podría volverse más desafiante en los próximos días debido a la contaminación de las fuentes de agua naturales por las lluvias. Se recomienda evitar el consumo de agua de estos lugares, ya que podrían contener partículas de residuos atmosféricos resultantes de los incendios. Para mitigar los riesgos, se insta a la población a seguir las recomendaciones del Ministerio de Salud, como el uso de filtros en el aire y el agua para prevenir intoxicaciones.

Source Marcelo Huanca Dorado