Asosur: Volumen asignado no cubre demanda de carburantes

REQUERIMIENTO. La asociación de surtidores (Asosur) de Santa Cruz deslindó responsabilidad sobre la escasez de combustibles, puesto que desde hace dos años YPFB les asigna un volumen que no se ajusta a la demanda requerida.

Desde la Asociación de Surtidores de Santa Cruz, (Asosur), deslindan responsabilidad en el desabastecimiento de combustible en algunas zonas del departamento y mediante un comunicado aclaran que desde hace dos años Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), les asigna un volumen que no se ajusta a la demanda requerida por los establecimientos que aglutina.

“Desde abril de 2022, los volúmenes asignados por YPFB no se ajustan a la demanda actual en el departamento, lo que ha llevado a interrupciones en la provisión normada bajo las condiciones de regular, continua e ininterrumpida dispensación de combustibles líquidos, afectando su disponibilidad a lo largo de las 24 horas del día y de los 365 días del año”, reza el comunicado

La entidad asegura que esta situación ha sido puesta en manifiesto de las entidades estatales que regulan y suministran los carburantes, es decir, Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) y la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH).

Según Asosur, este problema genera a diario interrupciones en la comercialización regular, continua e ininterrumpida de combustibles, tema sobre el que no tienen control. “Es importante destacar que las estaciones de servicio facilitan el transporte del combustible, pero frecuentemente enfrentamos retrasos significativos en las plantas de despacho, que en diferentes ocasiones causaron que los despachos se inicien en horarios inusuales, como las 3:00 a.m.”, advierte la entidad.

YPFB responde

Desde la estatal petrolera aseguran que no existe escasez de combustibles líquidos, asegurando que hasta hoy importaron al país 135 millones de litros de gasolina y diésel oil, informó Ariel Montaño Rojas, director de Comercialización e Importaciones de YPFB.

“Las importaciones son normales. Desde Paraguay y Argentina recibimos 30 millones de litros de diésel y 15 millones de litros de gasolina. Adicionalmente, se descarga dos buques con combustibles en Arica en nuestra terminal marítima administrada por YPFB en el puerto chileno; estamos recibiendo 45 millones litros de diésel y un volumen similar de gasolina”, subrayó Montaño.

YPFB importa combustibles desde dos sectores. Uno es el de occidente (Chile y Perú) y el otro es el de sur oriente (Paraguay, Argentina y Brasil). Maximizar las importaciones requiere de una compleja coordinación logística, flexibilidad operativa y planificación con los diferentes puntos fronterizos, plantas de carga y descarga de producto.

Source Patricia Canido Aroni