Bolivia requiere de $us 7 mil millones para estabilizarse

SOPORTE.-  Bolivia requiere  de un soporte económico de al menos 7 mil millones de dólares para estabilizar su economía y evitar el default. Para conseguir esos recursos hay que recurrir a los organismo internacionales como el BID o el FMI

El presidente del Colegio Nacional de Economistas, Jorge Akamine, señaló que Bolivia necesita para restaurar Reservas Internacionales Netas (RIN), como mínimo de  $us 7 mil millones.

“Conseguir 7 mil millones de dólares para las reservas no será suficiente si no se aborda el problema principal de la economía, que es el déficit fiscal. Necesitamos una reorganización del Estado y una nueva visión económica que considere la realidad actual de menores ingresos por materias primas como el litio y el petróleo”, indicó Akamine.

Indicó que obtener esta cantidad de dinero en el corto plazo es un desafío, ya que los procesos de solicitud de préstamos internacionales, como con el Fondo Monetario Internacional (FMI), y otros organismos internacionales pueden llevar tiempo y requieren cumplir con varias condiciones previas.

“Para poder reactivar la economía de forma efectiva, necesitamos un soporte financiero significativo. Actualmente, los indicadores oficiales muestran una inflación cercana a cero y un desempleo menor al 4%, pero estos datos no reflejan la realidad que viven los bolivianos”, afirmó Akamine. “Hay un divorcio entre los datos macroeconómicos y la situación microeconómica, especialmente visible en el incremento de los precios de productos importados y de la canasta familiar”.

Akamine destacó que la falta de dólares en el país está encadenando otros problemas económicos, afectando la capacidad de importación y aumentando los costos de producción. Esto, a su vez, está complicando el poder adquisitivo de la población y aumentando las tasas de desempleo.

“Estamos entrando en un periodo complejo en términos de la capacidad adquisitiva de nuestra moneda y del empleo. Las percepciones de la población indican que la situación económica se está deteriorando en comparación con el año pasado”, agregó Akamine.

ES CRUCIAL IMPLEMENTAR POLÍTICA ECONÓMICAS DIFERENTES

El presidente del Colegio de Economistas también señaló que el gobierno debe ser más sincero sobre la complejidad de la situación económica y buscar soluciones a mediano plazo. “Es crucial que se implementen políticas económicas diferentes y que se busque apoyo internacional. Sin un soporte económico externo, será difícil estabilizar la economía”, explicó.

“El año pasado, el gobierno destinó más de 500 millones de bolivianos a empresas públicas deficitarias, mientras que se necesitan 2,400 millones de dólares anuales para subvencionar los combustibles. Este modelo de gestión no es sostenible”, afirmó.

Finalmente, Akamine advirtió sobre el riesgo de una profunda crisis económica si no se toman medidas correctivas de inmediato. “Bolivia no es una isla y debemos actuar con rapidez y eficiencia para evitar un colapso económico. Es vital pensar en cambios estructurales y en una política económica acorde a la realidad que vivimos”, concluyó.