Buscan mejorar la productividad de 12 pozos de agua en Lomerío

TRABAJO. La Gobernación cruceña desplegará maquinaria y personal especializado que realizará el mantenimiento de los pozos, con el objetivo de dotar agua de calidad a unas 600 familias en San Miguel de Velasco que actualmente pasa por una sequía.

Carlos Góngora, director del Servicio de Recursos Hídricos de la gobernación de Santa cruz, informó que por orden del gobernador en ejercicio Mario Aguilera están realizando estudios y relevamientos de datos para determinar la situación de los pozos de agua en el departamento.

En este contexto, se subscribió un convenio de cooperación institucional con el Gobierno Autónomo Municipal de San Miguel de Velasco, mediante el cual el ente departamental se compromete -en una primera etapa- a brindar asistencia técnica (mantenimiento y rehabilitación) a 12 pozos de agua “artesianos” del distrito de Lomerío.

El objetivo es ejecutar las acciones técnicas adecuadas que mejoren el caudal y calidad de los mismos, como también prever nuevas perforaciones.

Para tal efecto, la próxima semana se desplegará maquinaria pesada, y se dotará de herramientas y personal especializado que llevará a cabo el trabajo consistente en sopleteos, pruebas de bombeo y otros.

“Este es un trabajo conjunto que haremos con el Gobierno municipal de San Miguel para el beneficio de las comunidades”, manifestó Góngora.

Por su parte el alcalde de San Miguel de Velasco, Pedro Damián Dorado, a tiempo de agradecer a la Gobernación, mencionó que los tres niveles de Estado se deben unir para atender las necesidades de las comunidades originarias que son las más afectadas por la sequía.

“En el distrito de Lomerío viven alrededor de 600 familias y en este momento hay 385 familias afectadas. Agradezco al Gobierno departamental por abrirnos las puertas y trabajar de manera conjunta por la población, que merece agua potable”, sostuvo Dorado.

ENVÍAN AGUA A SAN MIGUEL DE VELASCO

Luego de que el Consejo de Desarrollo de la Provincia Velasco declarara el pasado miércoles emergencia por sequía en los municipios de San Ignacio, San Miguel y San Rafael, con el objetivo de agilizar la búsqueda de recursos para paliar la grave situación, la Autoridad de Bosques y Tierras (ABT), enviaron ayer dos cisternas con 40.000 litros de agua potable al Distrito Indígena de Lomerío, en el Municipio de San Miguel de Velasco para ayudar a paliar la situación.

El agua de las cisternas fue donado por la cooperativa cruceña Saguapac y se espera que se destinen más recursos a las comunidades afectadas.

“Hemos desplazado dos cisternas con la capacidad de 20.000 litros de agua cada una. Saguapac nos ha donado 40.000 litros de agua que están siendo trasladados al municipio de San Miguel de Velasco”, dijo Luis Roberto Flores Orellana, director ejecutivo de la ABT.

Por su parte, el alcalde de San Miguel de Velasco, Pedro Damián Dorado señaló que son más de 600 las familias las que se van a beneficiar con la entrega y agradeció la respuesta inmediata para su ayuda.