INFORME. Vocero del ministro del Exterior chino, Wang Wenbin, en conferencia de prensa, en Pekín.

China cree que nadie quiere una tercer guerra mundial

POSICIÓN. China es categórica al aclarar que nadie estaría de acuerdo en el estallido de un conflicto bélico mundial, como lo advirtió el jefe de la diplomacia rusa, Sergei Lavrov, el lunes al señalar que la OTAN estaría promoviendo con su ayuda militar a Ucrania.

INFORME. Vocero del ministro del Exterior chino, Wang Wenbin, en conferencia de prensa, en Pekín.

China está convencida de que “nadie quiere asistir al estallido de una tercera guerra mundial”, luego de la advertencia lanzada por el canciller ruso, Sergei Lavrov, que acusó a la OTAN de participar de la guerra en Ucrania al enviar armas a Kiev, lo que genera un riesgo “real” de un nuevo conflicto global.

“Todas las partes interesadas deberían mantener la calma y el control, prevenir la escalada de la situación y alcanzar la paz lo antes posible”, dijo ayer el portavoz de la cancillería china, Wang Wenbin.

Así se evitará “que Europa y el mundo entero paguen un precio mayor” por la guerra, agregó.

En la situación actual, “todas las partes deben primero apoyar el diálogo y la negociación para evitar que los choques se expandan y se extiendan en el tiempo”.

Wang invitó a “reflexionar sobre el motivo por el cual Europa cayó en el vórtice de los conflictos geopolíticos más de 30 años después del final de la Guerra Fría”, para así “construir una arquitectura de seguridad europea equilibradas, eficaz y sostenible, y reforzar el sistema global de gobernanza de la seguridad”.

Hasta ahora, pese a las presiones de Estados Unidos y la Unión Europea, China no condenó la invasión rusa a Ucrania y mantiene una posición de difícil neutralidad hacia Moscú, con la que proclamó una “amistad sin límites” poco antes del inicio de la guerra.

Ayer, el Diario del Pueblo, órgano del Partido Comunista chino, publicó un artículo del canciller Wang Yi, que da detalles de la “iniciativa de seguridad global” propuesta por el presidente Xi Jinping en la apertura del Forum de Boao para Asia, la semana pasada. La iniciativa “contribuye con la sabiduría china para compensar el actual déficit de paz” en el mundo, precisó el ministro, que advirtió que Pekín “no reivindicará nunca la hegemonía, no buscará jamás la expansión o esferas de influencia, ni se comprometerá en una carrera armamentista”.

- Advertisement -

Fuente ANSA
También podría gustarte