Citan a Bolivia como lugar de peces gordos del narcotráfico

MENCIÓN . El presidente de Uruguay, Luis Lacalle Pou, indicó que los peces gordos del narcotráfico no están en su país, sino más bien en Colombia, Bolivia, Paraguay y Europa. Omitió mencionar la nacionalidad del narcotraficante Sebastián Marset Cabrera, quien es un capo del narcotráfico.

Durante una entrevista televisiva en su país, el presidente de Uruguay, Luis Lacalle Pou, afirmó que los “peces gordos” del narcotráfico se podrían encontrar en Colombia, Paraguay y Bolivia y no así en su país.

“El tema del financiamiento y los dueños reales de la droga, a mí no me cabe la menor duda que no son uruguayos y que están en otro lugar del mundo. Los grandes, los peces gordos estarán en Colombia, en Paraguay y en Bolivia, en Europa”, dijo.

El mandatario uruguayo omitió mencionar la nacionalidad del narcotraficante Sebastián Marset Cabrera, quien es considerado uno de los mayores capos de la región y que actualmente es buscando por varios países de la región.

“Cuando tú veas las cifras de móviles incautados, de dinero incautado, droga incautada, de indagados y procesados, no hay comparación en la historia de nuestro país”, añadió Lacalle Pou a tiempo de defender su gestión.

En varias ocasiones, las autoridades del Gobierno del presidente Luis Arce insistieron que Bolivia no es país productor de droga, sino un territorio de tránsito obligatorio en la ruta de las sustancias controladas de Latinoamérica.

Marset, de origen uruguayo, estableció una organización en Santa Cruz de la Sierra por varios años. En 2023, tras haber sido descubierto, huyó del país y desde entonces se desconoce su paradero.

Cabe recordar que en febrero fue expulsado de Bolivia el capo narcotraficante brasileño Louribal Máximo Da Fonseca.

Da Fonseca fue aprehendido el jueves por agentes de la Policía Boliviana, luego de un operativo de Inteligencia en la zona de la Chiquitanía de Santa Cruz, en los municipios de San Rafael de Velasco, San Miguel de Velasco y San Ignacio de Velasco.

En diciembre del año pasado el mexicano Héctor René G. C., procesado por narcotráfico y con sello rojo de Interpol, fue entregado ayer por autoridades bolivianas a la fuerza del orden de Perú.

El propio Sebastián Marset pasó inadvertido en Bolivia mucho tiempo jugando al fútbol con una identidad falsa.

Source El Mundo/Erbol