Confirman clases presenciales pese al incremento del Covid

CLASES.  Desde la dirección de Educación confirman que las clases inician este 5 de febrero en todo el país y en Santa Cruz con el sistema presencial, pese a los últimos reportes de casos de Covid- 19 que se han registrado en el departamento.

A pesar del incremento de casos de Covid-19 en el departamento de Santa Cruz, que registra el mayor número de contagios y fallecidos a nivel nacional, las autoridades educativas han confirmado que el retorno a clases será de manera presencial a partir del 5 de febrero. Esta decisión ha generado reacciones encontradas entre padres de familia, maestros y estudiantes, que temen por su salud y la de sus seres queridos.

El director departamental de Educación, Nelson Alcocer, aseguró que se han tomado todas las medidas de bioseguridad necesarias para garantizar un ambiente seguro y saludable en las unidades educativas. Entre ellas, mencionó la fumigación y desinfección de los ambientes, la dotación de material de limpieza y protección, y la capacitación al personal docente y administrativo sobre los protocolos sanitarios.

Sin embargo, algunos sectores de la comunidad educativa han expresado su desacuerdo y preocupación por la medida, argumentando que no existen las condiciones adecuadas para volver a las aulas. Algunos padres de familia han anunciado que no enviarán a sus hijos a clases, mientras que otros han solicitado que se les dé la opción de elegir entre la modalidad presencial, semipresencial o a distancia.

Por su parte, el Colegio de Profesores de Santa Cruz ha manifestado su rechazo a la decisión de la DDE y ha convocado a un paro de actividades para el próximo lunes. El presidente del gremio, Rolando Cuéllar, afirmó que los maestros no están dispuestos a arriesgar su vida y la de sus alumnos, y que exigirán que se les vacune contra el Covid-19 antes de retornar a clases.

Ante esta situación, el alcalde de Santa Cruz, Jhonny Fernández, hizo un llamado al diálogo y a la coordinación entre las autoridades educativas, sanitarias y municipales, para buscar una solución consensuada que respete el derecho a la educación y a la salud de la población.

Source Lizeth Ortiz Pimentel