Daniel Noboa asume presidencia de Ecuador con grandes retos

APOYO. Luego de jurar como presidente de Ecuador, Daniel Noboa llevó adelante una nutrida agenda. A su investidura solo asistió el presidente de Colombia, Gustavo Petro de Colombia, con quien abordarán temas referidos a la sequía, la crisis energética y la posible reapertura de vía común del Pacífico.

Ante el pleno de la Asamblea Nacional de Ecuador, Daniel Noboa asumió ayer como nuevo presidente, con grandes retos como imponer el estado de excepción y buscar motorizar los proyectos de ley que considera urgente en la Asamblea.

A la investidura tan solo asistió el presidente colombiano, Gustavo Petro, con quien desarrolló una reunión bilateral. «Lo primero que tenemos que coordinar, y ese será el tema de nuestra reunión bilateral (con el presidente Daniel Noboa), es cómo afrontar conjuntamente la sequía, que ya está aquí, y que ya llega a Colombia», señaló Petro a periodistas a la salida de la Asamblea Nacional (Parlamento) de Ecuador, donde asistió a la ceremonia de investidura de Noboa.

«Creo que de una manera mancomunada podemos mitigar los efectos de la crisis climática en nuestra región«, añadió el mandatario colombiano. Esa sequía ha hecho que desde finales de octubre haya en Ecuador apagones diarios programados que al inicio fueron de hasta cuatro horas para racionar la electricidad, ante la escasez de generación de las principales centrales hidroeléctricas del país.

Para solventar esta situación, el ahora expresidente Guillermo Lasso viajó a finales de octubre a Bogotá para reunirse con Petro y lograr que Colombia ampliase la exportación de electricidad para Ecuador, algo que luego también hizo Perú.

Asimismo, Petro indicó que insistirá en su propuesta de «abrir la cartera de Tumaco (Colombia) que llega a Ecuador».

Petro, el único jefe de Estado presente en la investidura del presidente Noboa

El eje costero entre el departamento colombiano de Nariño y la provincia ecuatoriana de Esmeraldas es uno de los más convulsos de la frontera entre ambos países, donde operan disidencias de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y otras bandas criminales ligadas al narcotráfico.

Sin embargo, Petro apuesta por su activación como garantía contra contingencias que ocurran en la Carretera Panamericana, el principal eje vial que comunica a Ecuador y Colombia por la sierra de los Andes y que, en enero de este año, quedó temporalmente bloqueado por un deslizamiento.

Source DW