Denuncian campaña destinada a desestabilizar al Gobierno

CAMPAÑA.- Ante las constantes denuncias de desabastecimiento de carburantes el director de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH), Germán Jiménez declaró se esta orquestando una campaña para desestabilizar al Gobierno

El director de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH), Germán Jiménez, denunció que existe una campaña de desprestigio contra el Gobierno nacional que apunta a crear una desestabilización en el sector de hidrocarburos.

“Estos hechos vienen del año pasado, con una campaña de desprestigio a nuestro Gobierno de querer generar una desestabilización dentro del sector de hidrocarburos. En los últimos meses de 2023 primeramente de especulación, donde empiezan a generar mensajes, audios en las redes sociales de que el combustible se estaba acabando en el país e ingresa al tema de calidad”, dijo el director de la AHN, en contacto con Bolivia Tv.

Explicó que estos mensajes, con el paso de los días, fueron escalando. Senadores y diputados de la oposición política, e incluso afines a Evo Morales argumentaban que la calidad de los carburantes estaba fuera de las especificaciones.

“Hemos ido desmintiendo. Nuestros combustibles en el Estado boliviano cumplen con las condiciones de calidad”, remarcó.

A dichas acusaciones – dijo – se fueron sumando versiones sobre un presunto “gasolinazo” y desabastecimiento de carburantes.

“La subvención se mantiene, el tema del gasolinazo no se va a dar. En muchos sectores de trasportes, tenían esa susceptibilidad y ahí vienen el tema de bloqueo que hace que reformulemos el tema logístico”, explicó.

La ANH garantiza el normal abastecimiento de los carburantes a las estaciones del país para su respectiva comercialización. De ese modo, desde el 7 hasta el 16 de febrero se distribuyeron 9 millones de litros.

NO ES NORMAL LA PROVISIÓN DE CARBURANTES SEGÚN PRODUCTORES

El dirigente de la Cámara Agropecuaria de Pequeños Productores Agropecuarios (CAPPO), Demetrio Pérez lamentó que los funcionarios del Gobierno intenten tapar el sol con un dedo.

La escasez de carburantes es real. “Aquí en el norte cruceño no hay carburantes y en los surtidores la fila de bidones y vehículos es interminable”, expresó.

Pérez indicó que la ciudad de Santa Cruz si bien no es normal, se encuentra carburantes buscando, en provincias la situación es muy dramática porque llega el carburante en pocas horas se acaba.

Source El Mundo y Agencias