Hombre castigado con 300 sentadillas fallece después

En medio de las preocupaciones de que las autoridades de Filipinas están abusando de los infractores de las reglas establecidas por el coronavirus, una nueva persona murió después de que lo obligaran a hacer 300 sentadillas.

Según los informes presentados, la policía ordenó a un hombre que fue sorprendido violando las restricciones del coronavirus, que realizara cientos de ejercicios como castigo. Darren Manaog Peñaredondo fue detenido en la ciudad de General Trias, en la isla de Luzón, la cual se encuentra baja un estricto bloque, mientras intentaba comprar agua luego del toque de queda. Después murió tras sufrir una convulsión.

- Advertisement -

También podría gustarte