Incendios afectaron 100 milha. en siete pueblos indígenas

LLAMADO .- Autoridades de la Cpilap llaman a una reunión de emergencia a llevarse a cabo el 4 y 5 de diciembre, para tocar el tema de declaratoria de desastre departamental. Cuestionaron la inacción del gobernador de La Paz, Santos Quispe.

Más de 100.000 hectáreas (ha.) de bosque fueron afectadas en siete pueblos indígenas del norte de La Paz y otras regiones afectadas por los incendios forestales suscitados semanas atrás.

De acuerdo con el presidente de la Central de Pueblos Indígenas de La Paz (Cpilap), Gonzalo Oliver, los daños por incendios llegaron a los Territorios Comunitario de Origen (TCO) Takana 1, en San Buenaventura, ocasionando un daño de 60.351,63 ha. Al territorio Chimán Mosetén, TCO del municipio de Rurrenabaque, un daño de 13.953,66 ha. En el pueblo de San José de Chupiamonas, en el Parque Madidi, hubo una 557,07 ha. y el pueblo Leco, de Apolo tuvo una afectación de 2.903,22 ha. por los incendios.

“Considerando estos datos, estaríamos llegando, sin considerar otros territorios, a las 100.000 ha. que como territorio indígena hemos sido afectados por estos incendios”, indicó Oliver en conferencia de prensa.

En ese sentido, realizó una convocatoria departamental de emergencia de pueblos afiliados a la Cpilap, con todas las autoridades pertinentes como el gobernador de La Paz Santos Quispe.

“Esta comisión se llevará a cabo el 4 y 5 de diciembre en la comunidad indígena Buena Vista, una de las comunidades más afectadas del municipio de San Buenaventura. Se está convocando a todas las autoridades, principalmente al gobernadore de La Paz, Santos Quispe, para poder tratar el tema de declaratoria de desastre departamental”, anunció Oliver.

Afectaciones al turismo y productores

El titular de la Cpilap remarcó que los incendios dejaron pérdidas en el sector productivo y el turnismo, ya que cultivos de frutas, hortalizas y otros como la “jatata”, constituían parte de las economías de los pueblos indígenas en cuanto a seguridad alimentaria.

“Hemos tenido la pérdida de cultivos que constituían la seguridad alimentaria de los pueblos indígenas y sus comunidades. Así también que constituían una base de economías familiares, con la venta de plátano. Se perdieron cultivos de plátano, de chocolate, cítricos, yuca, maíz”, dijo el titular de la Cpilap.

“(El incendio) nos ha afectado de forma directa al turismo, porque todos los turistas que se contactan con nosotros preguntan si el parque sigue quemándose”, manifestó Hernán Nay, secretario de territorio del TCO Takana, que a su vez lamentó que no hubo apoyo directo por parte del Estado.

Source Paulo Lizárraga A.