INRA: existen 208 denuncias de avasallamientos de tierras

INVESTIGACIÓN. En los departamentos de Santa Cruz, Cochabamba, Oruro, Beni y Pando. El avasallamiento de tierras es un delito tipificado en la Ley 477 y fija una sanción de tres a ocho años de cárcel para quien ocupe de manera violenta o de otra forma tierras privadas o fiscales.

AUTORIDADES. Eulogio Núñez, director del INRA y Ramiro Guerrero, viceministro de Tierras

El Instituto Nacional de Reforma Agraria (INRA) reportó ayer que un total de 208 denuncias de avasallamientos de tierras y propiedades cursan en esa instancia y que el Gabinete de Tierras conformado por instrucción del presidente Luis Arce procurará esclarecer y establecer responsabilidades en las instancias que corresponda.

El viceministro de Tierras, Ramiro Guerrero y el director nacional del INRA, Eulogio Núñez, reportaron que el Gobierno no permitirá más avasallamientos de tierras, luego de recientes hechos violentos que se dieron en tres casos Santa Cruz y Pando, este último con una persona muerta.

Recordaron que el Gabinete de Tierras está integrada por cinco ministerios, tres viceministerios y tres direcciones nacionales del Ejecutivo.

Núñez explicó que esas denuncias corresponden a predios rurales, sobre las cuales su Despacho tiene tuición, y también en torno a propiedades urbanas, sobre las cuales los gobiernos municipales tienen competencia.

Entre tanto, Guerrero indicó que las denuncias de avasallamiento se enfocan en los departamentos de Santa Cruz, Cochabamba, Oruro (especialmente en los límites de áreas urbanas y rurales), Beni y Pando.

El viceministro convocó a las autoridades del Órgano Judicial, del Ministerio Público y de la Policía a encaminar su labor a fin de evitar avasallamientos, delito que tiene una pena de tres a ocho años de cárcel.

Asimismo, Núñez explicó que los propietarios de tierras saneadas deben plantear sus denuncias directamente ante el Ministerio Público, para que se investigue su caso y para los casos de propiedades fiscales o en proceso de saneamiento, las denuncias deben hacerse llegar al INRA.

El avasallamiento de tierras es un delito tipificado en la Ley 477 y fija una sanción de tres a ocho años de cárcel para quien ocupe de manera violenta o de otra forma tierras privadas o fiscales.

De acuerdo con el INRA, en Bolivia el 89% de las tierras están tituladas y son los propietarios quienes deben accionar ante avasallamientos, el restante 11% son predios en los que aún no se concluyó el proceso de saneamiento.

- Advertisement -

Fuente Innovapress
También podría gustarte