Investigan en reserva volteo de droga con policías implicados

TARIJA . Una venta de droga fallida terminó en balacera entre dos grupos de personas el sábado en la mañana en Yacuiba. Hay tres policías implicados, uno de ellos pretendió obstaculizar las investigaciones. El caso fue declarado en reserva para no entorpecer las investigaciones.

El viceministro de Régimen Interior y Policía, Jhonny Aguilera, informó que se encuentra en investigación un caso de volteo de droga en la plaza Manuel Magariños de Yacuiba, Tarija. Hay policías implicados en el hecho que tuvo como desenlace una balacera.

Tres personas que estaban en un grupo de ocho ciudadanos resultaron heridas. Pretendían realizar la transacción de compra y venta de droga que derivaría en volteo de droga, con participación policial.

Se logró identificar a los policías Maritza H., Fernando C., Juan Pablo C. y el civil Ariel H. como un grupo destinado a la venta de sustancias controladas.

Existe un segundo grupo donde están Alexis H., Miguel A.M., Juan Carlos D. y Marcela Rivero Cortez serían los coparticipes e intermediarios de la compra.

Según Aguilera, Martitza H. obstaculizó el trabajo de la Policía tras haber cambiado una mochila que en su interior presuntamente existían sustancias controladas con otra que contenía además panes y rosquetes para evitar ser interceptada.

Otro de los elementos colectados en su contra son que recolectó los teléfonos celulares de sus cómplices para evitar la detección policial. La mujer enfrenta procesos penales y administrativos por obstaculización e incumplimiento de deberes.

Como la transacción por la droga no prosperó, se desató la balacera entre ambos grupos y dejó un saldo de tres heridos.

En pasadas horas se realizaron allanamientos a dos vehículos donde se realizaron las negociaciones de la actividad ilegal. La Policía recolectó varios casquillos de balas y decomisó la motocicleta de uno de los delincuentes.

La fiscal departamental de Tarija, Sandra Gutiérrez, informó que el caso fue declarado en reserva para no entorpecer las investigaciones.

Source Ronald Pérez