ASAMBLEA. Países miembros de la ONU condenan la dictadura que hay en Nicaragua.

Más de 40 países condenan la dictadura en Nicaragua

RECHAZO. Más de 40 países firmaron una declaración en la ONU para condenar la represión y las violaciones a los DDHH en Nicaragua. Instaron a las autoridades sandinistas a restaurar el espacio cívico, garantizar la independencia judicial y poner fin a las detenciones por motivos políticos.

ASAMBLEA. Países miembros de la ONU condenan la dictadura que hay en Nicaragua.

En un debate sobre Nicaragua en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, 45 países instaron en una declaración conjunta poner fin a la represión en Nicaragua, y llamaron al régimen de Daniel Ortega a liberar a los presos políticos en su país.

Alejandro Dávalos, representante permanente adjunto de Ecuador, dijo, haciendo referencia al informe integral del Alto Comisionado de las Naciones Unidas sobre la situación de los derechos humanos en Nicaragua: “[El informe] muestra el autoaislamiento de las autoridades de Nicaragua de la cooperación con los mecanismos de derechos humanos. Esta actitud constituye una evidencia más de la falta de responsabilidad y rendición de cuentas de las obligaciones internacionales de derechos humanos de Nicaragua, lo que resulta en el continuo y progresivo deterioro de los derechos humanos en el país”.

“Nicaragua ha continuado reprimiendo los derechos a las libertades de reunión pacífica y asociación, y de religión”, continuó. “Solo este año, ha cancelado la personalidad jurídica de 1.112 organizaciones de derechos humanos, desarrollo y otras, asociaciones profesionales, incluidas asociaciones médicas, y otras. Doce universidades también han visto cancelada su personería jurídica, impactando el derecho a la educación. También empeoró el disfrute de la libertad de opinión y expresión, con más periodistas obligados a exiliarse, y por el reciente cierre de 12 medios de radio y televisión de la Iglesia Católica, especialmente en Matagalpa”.

Pidió que “sin demora Nicaragua debe restablecer el diálogo nacional. Además, en vista de las próximas elecciones municipales de noviembre, es particularmente preocupante que las recomendaciones de la OACNUDH para reformar el organismo electoral de Nicaragua no se hayan llevado a cabo”.

“Instamos una vez más a las autoridades de Nicaragua a colaborar abiertamente con los mecanismos de derechos humanos, restaurar el espacio cívico, liberar a todos los presos políticos, garantizar la independencia judicial, poner fin a las detenciones por motivos políticos y la represión de los medios independientes, así como de las minorías, cooperar con la OACNUDH y aplicar sus recomendaciones”.

Finalmente, reiteró el compromiso y solidaridad con el pueblo nicaragüense y llamó “a este Consejo a continuar tomando medidas concretas para promover y proteger sus derechos humanos”.

- Advertisement -

Fuente Infobae
También podría gustarte