Mbappé exige al Real Madrid fichar también a su hermano Ethan

El contrato de Kylian Mbappé con el París Saint Germain llegó a su fin y el jugador francés tomó la decisión de no renovarlo, optando por irse en condición de libre. Ante esta situación, el Real Madrid surge como el principal candidato para hacerse con sus servicios y las negociaciones están en marcha, según ha referido la prensa española.

Sin embargo, lo que haría “única” esta transferencia es el “requisito indispensable” que pidió Mbappé para cerrar el acuerdo. De acuerdo con la prensa deportiva española, el Real Madrid ofreció un contrato que incluye una prima de 150 millones de euros, distribuidos en cinco pagos, para adquirir su pase, considerando que llega como libre de compromisos con otros equipos.

Además se acordó un salario de 15 millones de euros por año, durante las cinco temporadas que firme con el cuadro merengue. A ello se suma un porcentaje de los derechos de imagen por acuerdos comerciales que el Madrid cierre, lo que podría totalizar un estimado de 50 millones de euros al año para el delantero galo.

Hasta allí, todo bien. Sin embargo, una de las condiciones adicionales para su inminente llegada al Santiago Bernabéu sería que el Merengue también contrate a Ethan, el hermano menor de Kylian Mbappé. Ethan Mbappé, de 17 años de edad y jugador del PSG, habría sido parte de las conversaciones entre Kylian y el Real Madrid.

La solicitud de la familia Mbappé fue clara: si Kylian se une al club blanco, también quieren que Ethan sea fichado por el Madrid. Esta condición, aunque inusual, habría sido aceptada por el Real Madrid, demostrando su compromiso con el jugador y su deseo de complacer sus demandas. Ethan Mbappé, de 17 años de edad y jugador del PSG, habría sido parte de las conversaciones entre Kylian y el Real Madrid. La solicitud de la familia Mbappé fue clara: si Kylian se une al club blanco, también quieren que Ethan sea fichado por el Madrid. Esta condición, aunque inusual, habría sido aceptada por el Real Madrid, demostrando su compromiso con el jugador y su deseo de complacer sus demandas.

Source Clarín